domingo, 7 de octubre de 2012

Alimentación deficiente del Lactante




 



Un bebé que no come lo que tiene que comer está:
  • Irritable y manifestará su malestar.
  • Durmiendo mal.
  • Con llanto.
  • Quejido.
  • Si esta situación se prolonga en el tiempo, repercutirá en el peso y en la talla del niño. 
  
Cuando la alimentación no es adecuada existen:
  • Déficits de vitaminas A, B,C y D
  • Hierro.
  • Proteínas.
 Un bebé con una alimentación insuficiente tendrá alguno de los siguientes signos o síntomas.
  • Pérdida de peso.
  • Estreñimiento.
  • Piel seca.
  • Pelo sin brillo.
  • Llanto excesivo.
  • Irritabilidad.
  • Insomnio.
En los controles de niño sano el Pediatra observara que el peso y talla no son los adecuados al desarrollo del niño.

El problema puede estar en la pauta de alimentación o errores en la preparación de los alimentos: 

  • Preparación de la leche diluida ( se le agrega más agua de la adecuada).
  • Que la alimentación sea demasiado distanciada.
  • Chupete con agujero muy pequeño (El lactante se cansa y no consume la totalidad de la leche).
  • En la lactancia exclusiva no se amamanta de acuerdo a los requerimientos del lactante.
  • No dar la alimentación complementaria a parte de la leche.
 Recordar que en las patologías los lactantes suelen bajar de peso. 

En cada caso el Pediatra debe realizar un análisis exhaustivo de la situación personal del niño y su entorno, así como una meticulosa exploración del bebé.


Se debe aumentar los nutrientes de la dieta del niño y corregir los déficits de vitaminas si los hubiera mediante suplementos. La educación de los padres es fundamental, hay que darles pautas de alimentación y hacer un seguimiento estrecho de niño.


 

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada

Tus comentarios nos hacen crecer y mojorar cada día